de Félix Meléndez 

 

noche de camas huérfanas

anzuelo herido,

pacto la espera

ahora digo otro y me espeja,

se afantasma mi entonces

por cuanto sabe doblar las paredes

de la casa,

 

 

si hoy me abandona,

donde huella la puerta,

hacia cuan destino entrópico,

es la lluvia o los puentes,

 

 

noche de aves ciegas

que cantan a la sombra

por la que no aparece

de silueta y espacios,

 

 

se hacen abismos,

se avanza en la intrincada

se comune la sequía

 

 

los momentos en la huida

abren sendas a la nostalgia,

de los balcones se escapa el mundo,

 

 

noche de hambre ausente

de de-cierto que asecha,

titiritando tanto atento

tan triste el tiemblo

como las hondas

que florecen esfera

al aprender el infinito,

 

la violencia aguarda

en los abismos

despertados pasos,

 

 

mas no mana la mañana

aunque el asombro se columpie

en los cometas

 

es la semilla ensombrecida,

el temor a la hora del iris

en el rostro,

la virtud de la deuda en el abrazo

 

la brújula marca el vórtice

hacia él mis ventanas,

ojos que penden de un arpegio

 

 

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s